Una erupción en Fogo de la que pocos hablan

¿Has oído hablar recientemente de la erupción volcánica en la Isla de Fogo en Cabo Verde? Esta erupción ha alcanzado hasta el momento a dos comunidades y ha destruido el hogar de más de 1000 personas. Las noticias del flujo de lava en Hawai’i no se hicieron esperar y aunque éste solo cobró hasta el momento una sola vivienda, el despliegue mediático e informativo ha sido impresionante. Sin embargo, ¿Por qué de la erupción en Cabo Verde casi nadie habla?

Cabo verde es un estado insular de África situada en el océano atlántico frente a las costas de Senegal, habitada por poco más de 500 000 personas. La isla volcánica de Fogo, una de las islas que conforman el archipiélago, es el hogar de cerca de 37 000 personas quienes desde el pasado 24 de Noviembre se han visto sorprendidas nuevamente por la actividad del volcán.

Fogo,_2009Pico de Fogo localizado en Cha das Caldeiras en la Isla de Fogo, Cabo Verde. Es posible observar el flujo de lava de 1995 así como la cercanía de las villas de Portela y Bangeira, las cuales han sido destruidas por el actual flujo de lava. Imagen: NASA Earth Observatory.

Según el grupo que monitorea Chã das Caldeiras (la gran caldera que contiene al Pico de Fogo) de la Universidad de Cabo Verde, la actual erupción en Fogo ha emitido desde cinco bocas distintas, piroclastos, gases y un espeso flujo de lava basaltico. Este flujo avanza a 30 metros/10 minutos y tiene en promedio 10 metros de espesor. Si bien el avance del flujo de lava es muy lento y tanto seres humanos como animales pueden evadirlo fácilmente, es también inevitable y destruye todo lo que encuentre en su camino.

fogo-lavaAvance del flujo de lava en la villa de Portela donde unas sesenta casas, entre ellas la sede del Ayuntamiento, el centro sanitario, la escuela y un hotel de la localidad, han sido destruidos. Imagen: EPA

En Fogo, sus habitantes han podido escapar con algunas de sus pertenencias. Ellos y ellas, se han sentado en terrenos más altos a esperar ver cómo sus viviendas, escuelas y huertas, son lentamente destruidas por la lava. El agua potable es escasa también puesto que todo el agua de las áreas cercanas ha sido contaminada por la ceniza volcánica y declarada no-apta para el consumo humano o animal.

Las imágenes que han circulado de la erupción son realmente impresionantes comparado con lo que estamos acostumbrados a ver en erupciones efusivas (las más tranquilas). Aunque en una erupción previa de Fogo en 1995, sus habitantes pudieron retornar a sus casas después de la erupción, este no ha sido el caso. No hay a donde retornar. Una muestra es este vídeo en el que se observa como flujos de lava (de tipo Pahoehoe y A’a) arrastran pesadas estructuras de concreto del pueblo de Portela.

Una década de grandes terremotos

Hace justo 10 años, ocurría el terremoto de magnitud 9.1 de Sumatra-Andaman a partir de cual se generó el tsunami del océano Indico en 2004, uno de los peores desastres en la historia que hayamos registrado en el que murieron más de 200,000 personas. En la década que le siguió a este evento, el número de terremotos y tsunamis continuó. Esta animación de NOAA te muestra de forma interactiva todos los sismos ocurridos desde el 1 de Diciembre de 2004 hasta el 30 de Noviembre de 2014 en secuencia a una velocidad de 30 días por segundo. A continuación, el video muestra también un mapa con aquellos terremotos de magnitud mayor o igual a 6.5 (cerca de 500 en total), siendo ésta la magnitud mínima conocida para la generación de un tsunami peligroso y por lo tanto el umbral que el Centro de Alerta de Tsunami del Pacifico (PTWC, por sus siglas en ingles) tipicamente usa como base para activar las evaluaciones de riesgo de tsunami. Finalmente, se muestra un último mapa con los sismos de magnitud mayor o igual a 8.0 (17 en total), los cuales cuentan con la mayor probabilidad de representar un peligro de tsunami si ocurren cerca del suelo oceánico.

Y tú, ¿sentiste alguno de estos sismos en los últimos 10 años?

Cuando la lava es el problema

Contrario a lo que estamos acostumbrados a ver en las películas en donde explota un volcán y salen de él ríos de lavas a gran velocidad de las que todo el mundo huye, en realidad las coladas de lava son quizás los productos volcánicos que menos peligro representa para la vida humana. Una persona podría alejarse caminando a paso normal de una colada de lava sin que represente peligro alguno para su vida.

Sin embargo, la lava si puede llegar a destruir todo lo que encuentre a su paso, como viviendas, rutas, bosques, etc. Esto lo saben muy bien los Hawaianos, quienes durante los últimos 30 años en que ha estado activo el volcán Kilauea, han tenido que ver en reiteradas ocasiones cómo la lava gana terreno sobre sus casas y sus calles.

RIFT_062 Desde Abril de 1990 hasta febrero del año siguiente, lavas del Kilauea cubrieron todas las calles del pueblo de Kalapana, incendiando casas y autos y enterrando parques, calles y otras infraestructuras en una capa de roca volcánica (basalto) de hasta 26 metros.  Foto de J.D. Griggs, USGS.

Los últimos meses de este año no han sido la excepción, y ya hemos visto algunas imágenes impresionantes de cómo grandes coladas de lava del Kilauea han llegado hasta zonas pobladas en la Isla grande de Hawai’i. Toda la historia empezó cuando el 27 de Junio de este año, una colada de lava fue emitida desde uno de los conos del volcán Kilauea, el Puʻu ʻŌʻō, y hoy casi 5 meses después, la lava ha llegado hasta la comunidad de Pahoa, donde viven poco más de 1000 personas. En la siguiente imagen se muestra el avance cronológico de los últimos meses de este flujo de lava que ya ha alcanzado la estación de buses de Pahoa y una vivienda.

image-197Flujo distal del 27 de Junio cerca al área de Pahoa. El área del flujo del 12 y 13 de Noviembre se muestra en color rosa mientras que el ensanchamiento y avance del flujo se muestra en color rojo. Foto: HVO/USGS.

El flujo de lava se encuentra actualmente a pocos metros de la calle principal de Pahoa y ya algunos residentes han tenido que evacuar sus viviendas junto a sus familias:

“Es surrealista, es muy surrealista. Ni en mis peores sueños de niña pensé que estaría alguna vez huyendo de la lava” Denis Lagrimas.

usa-hawaii-lava-flowLlegada del flujo de lava a la primera vivienda de Pahoa. Foto: BRUCE OMORI/PARADISE HELICOPTERS/EPA

Por suerte estos flujos de lava basáltica, aunque pueden alcanzar grandes distancias, no han representado algún peligro para la vida humana en Hawai’i. Y por lo general es así. Los frentes de lava basálticos pueden viajar hasta a 10 km/hora en pendientes pronunciadas, aunque en general avanzan a menos de 1 km/hora en pendientes suaves. Según el Observatorio Vulcanologico de Hawai’i (HVO), el flujo en Pahoa ha alcanzado temperaturas mayores a los 1000 grados centígrados y se ha registrado un número inquietante de explosiones de metano. La materia vegetal en descomposición produce gas metano que puede viajar a través del subsuelo más allá del frente de lava en distintas direcciones, acumulándose en bolsones que pueden prenderse fuego.

El caso de Hawai’i es un caso bastante distinto al de los volcanes de los Andes, en donde casi nunca las coladas de lavas son el problema, como si lo son la caída de cenizas, los lahares, los flujos piroclásticos, entre otros. Sin embargo, es una muestra más, de cómo aún en el caso de los volcanes tranquilos como los hawaiianos, éstos representan un riesgo para las comunidades que los habitan. O mejor, como muchos hawaiianos creen, es Pele la diosa de los volcanes quien reclama cada tanto su tierra:

“Si vas a vivir en un volcán, todo tiene que ver con ella, no con nosotros. Si ella quiere su tierra de vuelta, entonces sal de su camino. Yo lo llamo el ´impuesto del paraíso´.”

Científicos estudian depósitos de cenizas de la erupción del Cordón Caulle en lagos chilenos

¿Qué le pasa a las cenizas volcánicas después de que se depositan en la tierra? Esa es la pregunta que un grupo de científicos trató de responder después de la erupción del Cordón Caulle que tuvo lugar durante 2011-2012. Los investigadores estaban especialmente interesados en la comprensión de cómo la ceniza y piedra pómez llegan a los lagos y de cómo se depositan en sus fondos.

Con este objetivo, un grupo internacional de científicos de Bélgica, Argentina e Inglaterra tomaron muestras en varios de los lagos situados alrededor del volcán Cordón Caulle. Para su sorpresa, encontraron que la ceniza volcánica había cubierto todo el fondo del lago Puyehue, a pesar de que no cayeron cenizas directamente sobre el lago. En el trabajo, que será publicado en los próximos días en la revista norteamericana “Journal of Geophysical Research”, los investigadores explican que tanto la ceniza como la piedra pómez fueron erosionadas de los suelos por las fuertes lluvias, fueron transportadas por ríos y se depositaron en el lago de manera diferencial por medio de corrientes que ocurren a diferentes profundidades dentro del mismo. Aunque grandes cantidades de piedra pómez fueron visibles en muchos de los lagos durante y después de la erupción, una mayor cantidad de ceniza fina llegó al fondo de los lagos, arrastrada por ríos y corrientes profundas. El fondo del lago Puyehue, por ejemplo, está ahora cubierto con una capa de 1 a 10 cm de ceniza volcánica.

Aunque el estudio se focaliza en el depósito de cenizas emitidas por la erupción del Cordón Caulle de 2011-2012, los resultados sirven como ejemplo para entender cómo las cenizas volcánicas se depositan en los lagos en todo el mundo, dice Bertrand, el primer autor del trabajo.

Además de ser publicados en la revista estadounidense, los resultados serán presentados en diciembre durante la reunión sobre Ciencias de la Tierra más grande del mundo que se realiza cada año en San Francisco, EEUU. Para más información, puedes visitar el trabajo completo (en inglés) aquí.
testigoTestigo de sedimento de la parte Oeste del Lago Puyehue, mostrando el nivel de ceniza de 1 cm de espesor que cubre toda la parte Oeste del lago.

sedime Ceniza transportada por el Río Golgol en dirección al Lago Puyehue durante la erupción (gentileza de Eduardo Mora, CONAF Puyehue)

Sismos en Indonesia y México: alguna conexión?

Esta semana la tierra no paró de moverse: 2 grandes sismos de magnitudes importantes se registraron en Indonesia y México. Por suerte, en ambos casos solamente fueron reportados daños menores.

Las sacudidas empezaron el 11 de Abril, cuando un sismo de magnitud 8.6 se registró a 434 km de la costa sudoeste de Sumatra en Indonesia. A una profundidad de 22,9 km, el sismo derivó del sistema de fallas transformantes en la litósfera océanica de la placa Indo-Australiana.

Localización del sismo al Oeste de la Costa de Sumatra, Indonesia. Imagen: USGS

El temblor fue localizado aproximadamente 100 km al suroeste de la zona de subducción principal que define el límite de placa entre la Placa Indo-Australiana y la Placa de Sunda en las afueras de la costa de Sumatra. En esta misma zona de subducción  ocurrió la ruptura de un largo segmento de 1300 km en Diciembre de 2004 produciendo el gran sismo de M 9.1.

Estos sismos a partir de fallas transformantes son en general raros pero no son los únicos en esta región. A partir del gran sismo de 9,1, tres grandes eventos transformantes han ocurrido dentro de un radio de 50 km de este evento (Esta es quizás la razón por la cual a raíz del tipo de falla que originó el sismo no se  generó un tsunami de magnitudes mucho más importantes). Estos eventos están alineados aproximadamente con material del fondo marino en la difusa zona limítrofe entre las Placas de India y Australiana.

Corte transversal de la sismicidad en la zona de subducción (M 8.6 estrella amarilla). Imagen: USGS

Sismicidad histórica y mecánismos focales. Imagen: USGS

Ese mismo día más tarde, se registró del otro lado del Pacifico, un sismo de M 6,5 que tuvo epicentro a 69 km del municipio de Lázaro Cárdenas en el estado de Michoacán, México, y a una profundidad de 65.6 km con una duración de 52 segundos.

Localización del sismo de Michoacan, México. Imagen: USGS

Y como si hubiese sido poco, al otro día, también en México un sismo de 6,9 se registró en Baja California, México a 10,3 km de profundidad.

Localización del sismo del Golfo de California. Imagen: USGS

Este terremoto ocurrió en la región del límite de placa entre la Placa Norteaméricana y la del Pacífico. A esa latitud, la Placa del Pacífico se mueve al noroeste con respecto a la Placa de Norteamérica a una velocidad aproximada de 45 mm/año.

El límite de placa debajo del Golfo consiste de una serie de fallas transformantes separadas por pequeños centros de expansión. El sismo fue el resultado de un fallado transformante. Las áreas de la línea de costa mexicana en los alrededores del golfo de California, incluyendo la Península de Baja California, se están moviendo hacia el noroeste sobre la Placa del Pacífico.

Las Placas del Pacífico y Norteamérica se friccionan entre si, creando una falla transformante que es una extensión de la falla de San Andrés en California. El movimiento continuo a lo largo de esta falla es la fuente de terremotos en el oeste de México.

Esquema del movimiento relativo entre la Placa NorteAmericana y la Placa Pacifica a la altura del Golfo de California. Imagen: Monterey Bay Aquarium Research Inst.

Pero estuvieron estos sismos conectados entre sí?

De acuerdo a John Vidale, sismólogo de la Universidad de Washington:

Es innegable que los terremotos pueden provocar otros terremotos a corta distancia en un corto período de tiempo, fenómeno conocido como réplicas. A mayor distancia, sin embargo, el panorama es más incierto.

Los sismos pueden desencadenar otros sismos de dos maneras. En primer lugar, pueden adicionar tensión en fallas cercanas, deformar la corteza y hacer otra rotura más probable. Ese mecanismo se limita a las regiones cercanas al sismo original. Sin embargo, los terremotos también pueden enviar las ondas superficiales a larga distancia. El  sismo de Sumatra, por ejemplo, fue recibido por las estaciones de vigilancia sísmica en los Estados Unidos. El temblor puede que no deforme la corteza pero aún existe la posibilidad de que pueda desencadenar otros pequeños temblores.

Creo que el sismo de Sumatra fue lo suficientemente fuerte como para disparar un poco de actividad. Pero si la actividad de la costa oeste de los últimos días ha estado relacionada con el terremoto de Sumatra, ésta no ha estado fuera de lo normal. La actividad que desencadenó no es mucho mayor a la que ya existe en la costa Oeste.

Comprobar que dos eventos sismicos a gran distancia están vinculados es todavía un desafío. Con los registros de sismos con que se cuentan actualmente, aún no ha sido posible encontrar ningún patrón que confirme que un gran sismo puede desencadenar otros sismos importantes a gran distancia y dentro de un lapso de tiempo corto.

El Puyehue en imágenes (2011)

Una nube de ceniza emitida por el volcan Puyehue cerca a Osorno al sur de Chile el 5 de Junio de 2011. (Claudio Santana/AFP/Getty Images)

Una vista de la pluma de ceniza debajo de la cadena volcánica Puyehue-Cordon Caulle cerca a Entrelagos, el 5 de Junio de 2011. (Reuters/Carlos Gutierrez)

Relámpagos alrededor de la cadena volcánica de Puyehue-Cordón Caulle  cerca del sur de Osorno, el 05 de junio 2011 (Reuters/Ivan Alvarado)

Casas y arboles cubiertos por ceniza junto al lago Nahuel Huapi en Villa La Angostura al sur de Argentina el 19 de Junio de 2011, tras la erupción del Puyehue. (AP Photo/Federico Grosso)

La costa del lago Nahuel Huapi , cubierta por ceniza y pómez emitidos por la erupción de la cadena volcánica Puyehue-Cordon Caulle  a 160 Km al oeste, en la ciudad argentina de San Carlos de Bariloche el 7 de Junio de 2011. (Reuters/Chiwi Giambirtone)

Los números de 2011

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un reporte para el año 2011 de este blog.

Aqui es un extracto

La sala de conciertos de la Ópera de Sydney contiene 2.700 personas. Este blog fue visto cerca de 46.000 veces en 2011. Si fuese un concierto en la Ópera, se necesitarían alrededor de 17 actuaciones agotadas para que toda esa gente lo viera.

Haz click para ver el reporte completo.